Verdad, mentira, confusión

VMC¡Madre mía!… Veo el telediario y ya no sé que pensar. Me tienen la cabeza y las ideas políticas en plena crisis. Uno dice que pagó sobresueldos a ministros, exministros, presidentes, altos cargos, ex altos cargos. Los otros lo niegan todo, evidentemente no van a decir que sí, que cobraron sobresueldos i-le-ga-les. Ya no sé quién es el bueno ni quién es el malo, lo único que pienso es que todos tienen más cara que espalda. Que se inventan términos, como la Sra. Cospedal cuando dijo que al señor Bárcenas se le había despedido en 2010 y le pagaban un “finiquito en diferido” (término totalmente desconocido para mí y creo que para muchos asesores laborales) y no sé qué cojones explicó que la retención a la Seguridad Social del citado Sr. Bárcenas terminó de abonarse en diciembre de 2012. Uuufffff, esta legislación y manera de cotizar o de finiquitar a alguien es totalmente nueva, y eso que estoy más de 20 años ejerciendo como asesora laboral. Y ya no digo nada sobre el ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, el Sr. Montoro, quien no sabía nada sobre el “error” del DNI de la infantita y hoy por hoy sigo sin saber nada sobre el “error fantasma”, bueno, ni yo ni el propio Sr. Montoro… tampoco. Y sigo sin poderme explicar cómo en el siglo XXI y con la tecnología actual, los ordenadores no han detectado una duplicidad de DNI y encima un número reservado y tan facilón, el 00000014… Increíble. Aún podría tener una explicación si hubiese sido el 00000013, por eso de la mala suerte, pero este número está suprimido por superstición… Más increíble.

Creo que a partir de ahora en vez de “los Ministerios de…” los podremos llamar “los Misterios de…” porque cada vez existen más misterios en torno a la política en general, ya sea de un partido o de otro o de otro.

Yo lo único que pido es que por favor TODOS devuelvan lo robado, los ladrones a la cárcel, los ineptos para la política que se queden en casa, a los mentirosos que les crezca la nariz y se queden así para siempre y a la gente honrada, inteligente, trabajadora, buena gente, les dejen hacer su principal faena que es vivir tranquilas, bien, haciendo su trabajo y… felices.

Uy, esto me suena a final de cuento “fueron felices y comieron perdices” y todos sabemos que los cuentos son solo eso… CUENTOS y FANTASIAS.

Comments are closed.